Puig: el espionaje de parte de servicios de inteligencia no se detuvo, sigue hasta hoy

28 junio de 2017


Jun 28, 2017 @ 23:21
[thb_gap height=”20″]

El diputado frenteamplista por el Partido de la Victoria del Pueblo, Luis Puig, dijo a Fuerte y Claro que cree posible que hasta el día de hoy existan espionajes de parte de servicios de inteligencia. “No hay elementos que nos permitan suponer que al día de hoy no hay espionaje”, aseveró. Además, se refirió al golpe de Estado del 27 de junio de 1973, así como también a la Rendición de Cuentas y a la educación. “Si no se llega al 6% para la educación, sería un fracaso muy grande el Frente Amplio”, indicó.

https://www.dropbox.com/s/kear0mhk8e4jseo/Fuerte_y_Claro_-170627-Entrevista_a_Luis_Puig.mp3?dl=1

“El espionaje no se detuvo”, dijo a Fuerte y Claro el diputado Luis Puig, quien entiende que este “ha sido sistemático” y que “no hay elementos” que permitan suponer que al día de hoy no sean espiados, sindicatos, partidos y dirigentes políticos.

“Sucede desde la dictadura y después de ella hay una continuidad”, aseveró.

Respecto al golpe de Estado llevado a cabo el 27 de junio de 1973, Puig dijo que la dictadura no comenzó ese día con la disolución de las Cámaras sino que fue un proceso que se desarrolló a fines de las década del 60, “con un autoritarismo muy marcado” y “con torturas sistemáticas, desde antes del golpe”.

A su vez, dijo que la dictadura no se le puede atribuir solo a un grupo de militares “fascistas y mesiánicos”, ya que fue “una respuesta de las clases dominantes” a un proceso de resistencia de pueblo uruguayo; a un proyecto económico que tendía a que la crisis a nivel internacional “la pagaran los trabajadores y los sectores populares”.

El diputado enfatizó que la unidad que tuvo el movimiento sindical en aquellos años, “fue un distintivo en el mundo”, y consideró que el golpe de Estado no fue dado contra la guerrilla. “Las Fuerzas Armadas dijeron en setiembre del 72 que no había ninguna columna guerrillera operando en el país, y el 27 de junio del 73 dieron el golpe, ¿por qué? Era contra la resistencia en las calles”, concluyó.

Por otra parte, dijo que la Ley de Caducidad de la Pretensión Punitiva del Estado fue “el pomposo nombre con el que se instaló la impunidad en el país”. Comentó que además de esto, se “consagró una cultura de la impunidad”, impulsada por los partidos políticos de derecha.

Calificó a la ausencia del Estado uruguayo ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) como de “tal gravedad que es un mensaje a favor de la impunidad”.
Resaltó que Uruguay necesita “revisar su política de derechos humanos”, ya que existe una responsabilidad del Poder Ejecutivo, de la Suprema Corte de Justicia y del Parlamento.

“No avanzar en verdad y justicia es renunciar al nunca más. La izquierda en el Gobierno debería asumir eso con total claridad”, sentenció Puig.

Rendición de Cuentas

El diputado por el PVP expresó que la propuesta de la última Rendición de Cuentas es “insuficiente para atender los compromisos que el programa del FA le ha planteado a la ciudanía”.

Aseguró que desde su agrupación política se apoya el aumento de los impuestos a los juegos de azar, así como también la suba de la tasa consular a la que consideró “una buena señal de protección a la industria”.

Puig dijo que durante estos últimos años se ha exonerado a los grandes capitalistas y que es allí en donde existe un “margen importante” para generar más recursos.

Educación

“Sería un fracaso muy grande del FA no llegar al 6% del PBI para la educación”, señaló, y comentó que aunque la calidad de la educación no depende solo de dinero “con maestros y profesores que dependen del multiempleo, es prácticamente imposible mejorar”.

Puig criticó a las anteriores gestiones del Partido Nacional y del Partido Colorado, a quienes acusó de “comprometer por décadas los destinos de la educación”.

Y sostuvo: “Cuando escucho hablar a los sectores de la derecha, y poner cara de ‘yo no fui’, digo: ‘Ustedes a la educación nunca la consideraron prioritaria, nunca aportaron lo necesario ni lo suficiente”.

Delito de abuso de funciones

El diputado por el PVP dijo que cuando se planteó la derogación del delito de abuso innominado de funciones, desde su sector plantearon que era necesario discutirlo como fuerza política. Pero que luego, “desde un acto unilateral” la bancada de senadores votó la derogación”.

Puig opinó que esa decisión fue un “error y apresuramiento”, remarcó que le parece “profundamente equivocada esa derogación” y dijo que sí podría mejorarse su redacción”.

Con respecto a quienes dicen que la derogación de este delito se intentó llevar a cabo con el fin de favorecer a determinadas personalidades del Frente Amplio, el diputado dijo: “No creo que tenga nombre y apellido”.

Sendic

En relación a las numerosas acusaciones que han involucrado al vicepresidente de la República, Raúl Sendic, Puig dijo estar convencido de que la oposición “va por su cabeza”. Opinó que se trata de una campaña que viene emparentada con las que ha hecho la derecha en otros países de América.

Y concluyó: “La política no es para hacer plata, es para militar en función de objetivos de transformación social”.


Informarte

en vivo

Current track
TITLE
ARTIST

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com